post-lluvia_baja

Luz, color y bolsas de chuches originales: 5 consejos de felicidad para los días de lluvia

¿Triste por la lluvia, Big Child? Te dicen que es bueno que llueva, y sabes que el agua es necesaria: llena lagos y embalses, y evita la sequía. Pero cuando te asomas por la ventana solo ves un día gris, frío y húmedo. ¿Por qué deprime la lluvia? ¿Qué podemos hacer para remediarlo? Las bolsas de chuches originales de Oomuombo nacen en Suecia, donde la salida del sol es tan excepcional que se celebra con una fiesta, así que somos especialistas en dar luz, color y felicidad a los días grises, ¡en seguida te lo contamos!

Chica alegre bajo la lluvia con paraguas de colores vivos, como una bolsa de chuches originales.

Consejo numero 1. ¡Un baño de luz!

La falta de luz solar es una de las principales razones por las que nuestro ánimo se vuelve gris. No, no es tu imaginación, ¡es pura ciencia! Nuestros cuerpos necesitan el sol casi tanto como las plantas, por eso en los países nórdicos, donde hay muy pocas horas de luz en invierno, saben muy bien cómo combatirlo: ¡con un baño de luz ultravioleta! Así que si el sol no viene a ti, busca tú la alegría del sol en el solárium de un spa o en una cabina de rayos UVA.

Consejo número 2: Lluvia de color

Los colores son emociones, ¿no lo sabías? Cada uno aporta una sensación diferente: el rojo es pasión y energía, el amarillo y el verde claro estimulan la actividad, los azules y verdes aportan tranquilidad y sosiego, el blanco limpieza. ¡Compruébalo! Combate un día gris con colores cálidos: naranja, magenta, fucsia y rojo. Todos ellos “suben” la temperatura del ánimo, porque hacen creer a nuestro cerebro que estamos en un ambiente cálido. Y si los mezclas todos, como en una bolsa de golosinas de originales, tendrás la alegría de un arco iris asegurada.

Consejo número 3: Música alegre

La música es mágica: dicen que amansa a las bestias, y en realidad hace mucho mas que eso. Desde la Antigüedad el sonido del arpa se ha utilizado como terapia para dar sosiego o tranquilidad, y los tambores y las trompetas exaltaban el coraje. Las melodías conectan con una parte muy primitiva de nuestra mente, nos traen recuerdos que creíamos perdidos y levantan el ánimo cuando estamos más apagados. Aprovecha esa maravillosa cualidad de la música para sacar de tu interior una explosión de alegría. Elige a tus artistas favoritos, ritmos movidos, esos que te hacen mover los pies solos y que son como un rayo de luz.

Consejo número 4: Regala amor

Dar amor y cuidados a los demás es la mejor receta para encontrar la felicidad propia. No hace falta que montes una ONG, cada pequeño gesto con un desconocido cuenta. ¿Una abuelita no se atreve a cruzar la calle? ¿Has encontrado un perro perdido? No se trata del karma, es más bien una cuestión de autoconfianza. Sentir que puedes ser útil y ayudar y dar cariño a los demás te regalará toneladas de felicidad.

Consejo número 5: bolsas de chuches originales

Al igual que el chocolate, los dulces producen endorfinas, ¡la hormona de la felicidad! Y no solo eso, regalar o regalarte una bolsa de chuches originales es un premio para los demás y para ti mismo también, ¡porque te lo mereces! Y si son golosinas saludables, mucho mejor, como las chuches online de Oomuombo. Prueba nuestras chuches nórdicas de nuevos sabores, gelatinas de arcoíris, caramelos cocidos, regalices salados, dulces sin azúcar y también especialmente preparados para los alérgicos. ¡Hay tantas y tan diferentes que querrás llevártelas todas!